Esquema Nacional de Seguridad (ENS)

Olivia Evans – Consultora de Ciberseguridad

Olivia Evans – Consultora de Ciberseguridad

En el mundo digital de hoy, la seguridad de la información es una preocupación fundamental, sobre todo para las entidades que manejan datos sensibles y personales. En este contexto, el Esquema Nacional de Seguridad, o ENS, se presenta como una pieza clave en la estructuración de un marco de seguridad de la información robusto y confiable en España. Si estás en el proceso de digitalizar tu empresa o buscas mejorar la infraestructura de seguridad existente, entender los fundamentos y aplicaciones del Esquema Nacional de seguridad, ENS, es esencial.

Comprendiendo el Esquena nacional de seguridad (ENS)

El Esquema Nacional de Seguridad, ENS, es un conjunto de normas que establece la política de seguridad en el uso de medios electrónicos y tiene como meta garantizar la seguridad de la información tratada. Es decir, se trata de una hoja de ruta que toda entidad pública, y también muchas privadas que trabajan con administraciones públicas, deben seguir para asegurar la protección de los datos que gestionan.

Este marco normativo se crea en respuesta a la necesidad de tener un sistema estandarizado que no solo proteja la integridad y confidencialidad de la información, sino que también asegure la disponibilidad y el acceso a la misma por parte de usuarios autorizados.

Objetivos Clave del Esquema Nacional de Seguridad (ENS)

El objetivo principal del ENS es establecer los principios y requerimientos de seguridad que se deben aplicar a la información que se maneja en los medios electrónicos de la Administración Pública. Los pilares sobre los que se construye este esquema son la confidencialidad, integridad y disponibilidad de los datos.

Confidencialidad asegura que la información no esté disponible ni sea revelada a individuos, entidades o procesos no autorizados. La integridad busca mantener la precisión y completitud de la información. Por último, la disponibilidad garantiza que los usuarios autorizados tengan acceso a la información y a los activos correspondientes cuando lo requieran.

Elementos Esenciales del Esquema Nacional de Seguridad (ENS)

El ENS cuenta con varios componentes esenciales, siendo algunos de los más destacados la categorización de los sistemas de información, la realización de análisis y gestión de riesgos y la auditoría periódica de seguridad. Estos elementos funcionan en conjunto para proporcionar un entorno seguro para el manejo de la información.

La categorización de los sistemas ayuda a entender qué información requiere mayor protección. En base a esta categorización, se realizan análisis de riesgos que ayudan a identificar y gestionar posibles vulnerabilidades. Las auditorías periódicas, por su parte, permiten verificar que las medidas de seguridad sean efectivas y estén correctamente implementadas.

Las Implicaciones del ENS para Entidades Públicas y Empresas

Mientras el Esquema Nacional de Seguridad es obligatorio para el sector público, su influencia se extiende también a las empresas privadas que brinden servicios al sector público o que manejen información de este ámbito. Esto implica que si tu empresa se relaciona de alguna manera con la administración pública, deberás ajustar tus políticas y procedimientos de seguridad a lo establecido por el ENS.

Además, aun cuando una empresa privada no esté obligada por ley a cumplir con ENS, adoptarlo puede ser un signo de compromiso con la seguridad de la información y puede convertirse en un sello de confianza para clientes y usuarios.

ENS y la Verificación de Identidad Remota

En el contexto de la verificación de identidad remota, el ENS también tiene un papel relevante. La confianza en las transacciones online comienza por asegurarse de que los usuarios son realmente quienes dicen ser, y aquí es donde las soluciones de verificación de identidad entran en juego.

Las empresas dedicadas al onboarding digital y verificación de identidad que trabajan con entidades de la administración deben garantizar que sus soluciones cumplen con los estándares del ENS, para aportar la seguridad que se requiere en la gestión de identidades digitales.

Beneficios de Implementar el ENS

Los beneficios de implementar el Esquema Nacional de Seguridad en una organización son claros. Aparte de cumplir con la normativa legal, las entidades que siguen estas directrices fortalecen su gestión de la seguridad de la información. Esto reduce los riesgos de brechas de seguridad y mejora la confianza tanto de clientes como de colaboradores.

Las buenas prácticas recomendadas por el ENS también promueven una mayor eficiencia en los procesos internos, ya que al tener un control más estricto y sistemático de la seguridad, se optimiza la gestión de los recursos y se minimiza la posibilidad de incidentes de seguridad.

Conclusión

Estamos en una era donde la seguridad de la información es una de las prioridades más altas en cualquier agenda tecnológica o de gestión. El Esquema Nacional de Seguridad en este sentido, ofrece un marco sólido para que las entidades públicas y las empresas privadas que interactúan con ellas garanticen la protección de sus datos e información.

Si ocupas un papel clave en el producto, tecnología, o en los departamentos legales y de cumplimiento de tu organización, profundizar en los aspectos del ENS no solo te ayudará a cumplir con las regulaciones sino también a reforzar la confianza en las soluciones tecnológicas que adoptes. En una sociedad cada vez más digitalizada, adoptar y adaptarse a los estándares como el que ofrece el ENS será un diferenciador y garante de éxito en la protección de la información y en la operatividad de los servicios que se ofrecen.

Si te ha gustado, comparte en